Tag Archive | Segunda Guerra Mundial

Una propaganda soviética contra los nazis (1941)

descarga

Los soviéticos jamás vislumbraron que la bota que acabó con los nazis invasores, sería la misma que habría de exterminar a millones de compatriotas. El régimen del ex seminarista Chepe de Acero (José Stalín) acribilló moral, física y psíquicamente a cuanto ser humano se le atravesaba en su sueño  de ser el emperador bolchevique.  Poco después del final de la segunda guerra mundial, Chepe intentó poblar Siberia a punta de desterrados y torturados. El vídeo (1941) que les presentamos es un llamado a la calma y un canto marcial hecho por el ejército rojo para tranquilizar a los habitantes de la URSS del inminente choque con los alemanes comandados por Adolfo, quizá porque ellos después necesitaron de esas mismas personas tranquilas para aniquilarlas:

 

Nadie sabe que vivió o murió

MArte

En  «Marte en Aries» de Alexander Lernet-Holenia» el espíritu y el cuerpo vuelven a unirse y se confunden para que nunca más sean escindidos, como lo figuraron los primeros visionarios semíticos cuando percibieron ese hálito que Dios insufló a esa figura de arcilla llamada Adán. Este retorno cobra mayor importancia pues el protagonista de la novela es un militar que pertenece a las filas del ejército alemán durante la segunda guerra mundial. A esta comunión se suma la del encuentro del mundo entre los vivos y los muertos, de manera que ya no podemos discernir quién es un difunto o un viviente. Les presentamos un pequeño extracto en donde dos muertos hablan y sigue latente la  pregunta de quién, en nuestro presumido mundo de vivos, pudo haber registrado el diálogo entre dos difuntos. Y todo esto parte de la premisa que un muerto nunca se sabe como tal: ¿Hemos fallecido?

Por ejemplo, yo leí el caso de un hombre que sufrió un accidente de tráfico y perdió el conocimiento. Cuando volvió en sí se encontró en su cama y al lado de la cama estaba sentado un amigo suyo que él creía muerto desde hacía años.

-¿Qué haces aquí?- le preguntó-. ¡Si tú estás muerto!

-Y tú también- respondió el otro.

Marte en Ares, Alexander Hernet-Holenia P. 11. Ed Plaza & Janés

Cómo se coloreó el mapa de la Segunda Guerra Mundial

iiwws

En siete minutos el usuario de youtube EmporerTigerstar    expone el movimiento de los poderes en pugna en la segunda guerra mundial, día tras día, coloreando la cartografía de Europa de ese entonces.  Es impresionante el resultado que logra usando las herramientas básicas de Windows Paint y Windows Live Movie Maker.

Una verdadera lección de historia que empieza desde la invasión alemana de Polonia, el 1 de septiembre de 1939 y finaliza el día de la rendición de los alemanes el 8 de mayo de 1945.


Via i09

Una película china sobre la masacre de la segunda guerra mundial

men

Alguien afirmó que Mengele, comparado con Shiro Ishii, era una quinceañera. Esto es parcialmente cierto: Ishii fue tan cruel que, comparado con el médico alemán, fue una de esas quinceañeras que se burlan del compañerito con la cara iluminada por la grasa y enrojecida por los granos que se pellizca. Los dos fueron quinceañeras violentas y poderosas. Shiro Ishii fue el comandante de la División 731 del ejército japonés, apostada en el norte de China y destinada a hacer experimentaciones con humanos. Su celebridad siniestra se ha debido a las vivisecciones que  él y sus subalternos realizaban  a personas sin siquiera aplicarles algún anestésico. En 1988 el director Tun Fei Mou exhibió su película «Los hombres detrás del sol» que, los amantes del cine de horror, la han hecho suya, despojando la intención de memoria que buscaba el director, quizá porque los hombres asiáticos le resultan tan lejanos a occidente que todo no pasa de una curiosidad pese a que el director, en una de las escenas, haya acudido a una actriz occidental y su hija mientras son envenenadas con gas. La narración de esta película es extraña pues inicia como un documental y culmina como una pieza dramática donde, incluso, hay ciertos respingos que buscan una risa, esa intención hace aún más insoportable el ambiente helado del comienzo de la historia y el final húmedo de un verano signado por estallidos nucleares. Así mismo, esta película es una denuncia a los aliados que jamás impartieron justicia al médico-militar japonés.

Dibujos animados Nazis

«Die Schlacht um Miggerhausen» (La batalla contra Miggerhausen), de 1937, es un corto dirigido por Georg Woelz que . narra la tarea  del  Volkempfänger (receptor popular) en la transformación del mundo agrícola alemán. En una primera instancia,sólo uno de estos aparatos de radio emprende su lucha, luego se le unen más receptores populares hasta formar un ejército. Es inevitable no recordar a Hitler cuando se ve la manera como el comandante de este batallón de máquinas emite discursos a la masa campesina. Este corto es una exaltación a la labor que cumplieron los receptores populares en la propagación del Nacionalsocialismo.

Jünger, las palabras, la ciencia, y el absoluto

 

A «Los acantilados de mármol», la novela escrita por Ernst Jünger publicada en 1939, se le adjudicó un carácter visionario. Antes de que comenzara la segunda guerra mundial, Junger, a juicio de muchos lectores, sabía lo que habría de ocurrir durante los seis años siguientes. La trama de la historia escrita por el autor alemán que vivió más de cien años, es la de un par de hermanos que ven cómo su tierra (La Marina) comienza a ser invadida por bárbaros del bosque comandados por el Gran Guardabosque. En una lectura con clave alegórica, se asumió que ese Gran Guardabosque era Hitler.

Read More…

Sirenas de piscina

Alguna vez las sirenas habitaron el mediterráneo. Ocuparon distintos mares y no faltaron los marineros que las otearon y escucharon hasta dejarlo todo para quedarse con ellas. A mediados del siglo XX, ante los combates entre los acorazados del eje ROBERTO con los aliados, ellas huyeron, se desplazaron a las piscinas.
Las sirena más famosa de aquél ciclo en el que se albergaron en rectángulos rebosantes de agua con cloro era Esther Williams. Había sido nadadora y quiso representar a USA en los olímpicos de Helsinky en 1940 pero todo se fue al traste con la Segunda Guerra Mundial, incluidos los sueños de medallas de la sirena. Entonces desembocó en el cine y se convirtió en la principal estrella de un género: el musical acuático.
Su primer protagónico fue en «Bathing Beauty». Mientras discurría la batalla de Leyte en el mar de Filipinas entre los aliados y los japoneses, en las pantallas norteamericanas aparecía otro prodigio acuático en el que las maromas de Esther fulguraron. El comienzo de la película se anega de música latinoamericana y aparece, exultante, Carlos Ramírez, el barítono colombiano que lo perdió todo por el juego.
Bathing Beauty tuvo su apogeo y, como todo lo que está en la gloria, su natural decadencia en la siguiente década. Esther aún vive. Las sirenas que se asolean al borde de las piscinas engordan, semejan machos con pelo en pecho y espalda y se tiran borrachas al espejo de agua que les colorea sus barrigas de un rojo intenso. Ahora, quienes quieren ser nadadores, prefieren una medalla olímpica a una coreografía cinematográfica.