Tag Archive | Pórtico

Encuentro de Ciencia Ficción – Pórtico

10922597_10153004482556740_1508155529484914999_n

La Plata 17 de Abril de 2015

Lugar: Facultad de Ingeniería (UNLP), Edificio central: 1 y 47, La Plata

Objetivos:

  • Generar un espacio de intercambio entre aficionados, artistas del género, e incluso para gente que no conozca la ciencia ficción
  • Difundir la producción local, regional y nacional de ciencia ficción
  • Fortalecer la relación entre el ámbito científico-tecnológico y la ciencia ficción

Destinatarios: Escritores, artistas y editores relacionados con el género de la Ciencia Ficción. Profesores, graduados, estudiantes, investigadores, bibliotecarios. Aficionados y público en general.

Actividades:

Exposición multimedia de ponencias.

Exposición de trabajos en posters.

Mesas redondas sobre la temática, con invitados especiales

Feria de artículos del fandom de temática ciencia ficción

Muestra de arte y performances (a confirmar)

El encuentro será abierto al público

y no se cobrará entrada ni inscripción

Read More…

Frederik Pohl: fragmento de un psicoanálisis entre un cuarentón y un autómata

Como un ángel Frederik Pohl (1919-2013)

Como un ángel
Frederik Pohl (1919-2013)

In memoriam Frederik Pohl.

Fragmento de novela PÓRTICO (Gateway): 

 

Todavía me gusta que me mimen. Ahora observo un régimen mucho más selecto, que no engorda tanto y es mil veces más caro. He comido caviar auténtico. Con frecuencia. Procede del acuario de Galveston. Bebo champaña auténtico y como mantequilla…
— Recuerdo una noche que yo estaba acostado— digo—. Debía de ser muy pequeño, quizá tenía tres año. Tenía un oso de felpa sonoro. Me lo llevé a la cama y me fui recitando cuentos mientras yo le clavaba lápices y trataba de arrancarle las orejas. Le quería mucho, Sigfrid.
Me interrumpo y Sigfrid mete baza inmediatamente.
—¿Por qué lloras, Robbie?
— ¡No lo sé! — vocifero mientras las lágrimas ruedan por mis mejillas; miro mi reloj de pulsera y los dígitos verdes tiemblan a través de las lágrimas—.  Oh— digo con naturalidad y me siento; las lágrimas siguen cayendo pero la fuente ya está cerrada—. Ahora sí que debo irme, Sigfrid. Tengo una cita. Se llama Tania. Una chica muy hermosa. La Sinfonía de Houston. Adora a Mendelssohn y las rosas, y voy a ver si encuentro aquellas híbridas de color azul oscuro que hacen juego  con sus ojos.

Read More…