Tag Archive | llano

LAS VALIENTES TAMBIÉN ME GUSTAN — Umberto Amaya L.

LAS VALIENTES TAMBIEN ME GUSTAN 

Umberto Amaya Luzardo

Vamos entonces, tú y yo,
Cuando el atardecer se extiende contra el cielo.
 
Thomas S. Eliot

 

 

 

Arauca, octubre 16  con calor de medio día.

Carajita: Deja que te llame carajita para que así, con un poco de intimidad pueda contarte mejor las cosas. Contarte por ejemplo que el lunes al caer la tarde te vi por primera vez, y  el miércoles en la mañana se formó el mierdero. Ese lunes lo tengo claro,  pasaste  rozando  el puesto de las empanadas pequeñitas que venden  a solo trescientos pesos. Yo  estaba ahí parado mirándote  y en la alegría de ver una catira bonita, te sonreí y tú, con una sencillez  que casi me congela, me devolviste en lazo abierto  tu sonrisa.

–Prueba  una, yo invito– te dije, y me respondiste que no. Pero insistí pidiendo que por favor  la aceptaras para no sentirme despreciado –Si quieres mejor llévate diez, que yo con gusto las pago. –Llévaselas a los presos, que ahí no más queda la cárcel– te dije,  casi que con  autoridad. ¿Te acuerdas?

–El miércoles entendí por qué te gustó la idea y por qué me aceptaste las  empanadas que te dieron en una bolsa de papel con la parte de abajo transparente  de manteca. Te las entregaron, sacaste una y  la mordiste comprobando que son pequeñitas pero deliciosas. Unos  segundos  no más te vi a los ojos y quedé  sorprendido, porque las catiras de estos lados son marmoleñas y de ojos  claros y otras más escasas todavía,  tienen ojos de candela en marzo, pero los tuyos son diferentes, tienen  un verde intenso color retoño.

Te vi las tetas mal escondidas en la camisa y se convirtieron  en un imán para mis ojos; tú lo notaste y poniendo el semáforo en verde, me dijiste con picardía de cómplice: -las tengo un poco grandes, pero con una plata que voy a recibir les voy a disminuir una talla. Lo dijiste por mamar gallo y mamando gallo te respondí: –No, yo te pago la operación, pero no para que te las disminuyan sino para que te las agranden,  que a mí no me gusta acariciar sino amasar con furia- te dije, feliz de encontrar una mujer como tú, sin escrúpulos de monja ni vergüenza genital, pero  sentí en tus palabras la necesidad que tiene  todo recién llegado de poder comentar con alguien afín sus emociones, y vi también en el fondo de tu alma  el vaso de angustia que debías beber. Quiero decir con esto, lo que el olfato me dijo, que no habías llegado al pueblo a turis-vagabundear  sino que en algún cruce serio te movías. Por eso, no te pregunté el número  telefónico, además, no cargabas celular, yo me di cuenta. Te pedí el correo y en un pedacito de la bolsa que no estaba enmantecado lo apuntaste y  todo sucedió como en esos amores ridículos, en que los acercamientos jamás pasan de besito en la mejilla,  y es verdad, entre nosotros no ha pasado nada todavía, pero en el pueblo sí, en  el pueblo se formó el mierdero y fuiste tú la protagonista.

Antes que todo eso sucediera yo tenía ya tu dirección  electrónica, que escribir por  internet es mi fiebre, porque en la escritura tiene uno  la intimidad y el encanto de rumiar las palabras, en cambio con el teléfono debes ser  más repentista y estás siempre peleando con los minutos y cuando no estás acostumbrado te atoras,  y como en el amor, hasta las palabras se acaban. Pero mi vicio es intercambiar mensajes largos con mis amigas cibernautas y las que por pereza empiezan mandando frases de Pablo Cohelo, o  grupos de oración en cadena, les doy el preaviso y si insisten en sus pendejadas y en su  contaminación visual, les cierro los vidrios. Y en esta vida  de peregrino que me ha tocado, cuando paso por los pueblos busco las peladas que se escriben conmigo y les hago la visita.

Read More…

Paisajes de la sabana araucana en Sinfonía del Veguero

sinfornia del veguero

 

Sinfonía del Veguero es un corto dirigido por  Will Sánchez, con música incidental del grupo  Chimó Psicodélico, que presenta, a través de imágenes cotidianas del mundo sabanero en Arauca, todo un universo de colores y vida; así,  el espectador del video se transporta a unos territorios pocos conocidos,  fragantes  de anhelos y sueños del llano grande.

La descripción del video:

Se trata de introducir al espectador en un mundo de imágenes y sonidos. En La sinfonía del vegueroel gran personaje es la sabana, inmensa y bella como ninguna, donde se viaja a través de retazos fragmentados de la vida diaria en las inmensas Llanuras; un viaje colorido que pretende suscitar emociones.

 

La receta del chimó de Pancho Cuevas

image

 

El Relato de Pancho Cuevas del escritor Umberto Amaya-Luzardo lleva por subtítulo: Una mina de historias. Este subtítulo hace justicia con lo que el lector encontrará a lo largo de las 134 páginas, o los 97 años, que se presentan en este relato contado por su propio  héroe. Pero no solo es la vida de un hombre la que se cuenta en esta novela, sino la de toda una región desde la perspectiva de quien la recorrió a caballo durante casi un siglo.  Esta es la región llanera, que abarca gran parte de Colombia y Venezuela, y que, sin embargo, en el país de Colombia, no ha sido tan retratada como otras zonas, margen que no solo es narrativa -incomprensible por otra parte en un lugar tan lleno de leyendas y folclore- sino que se trasluce en lo social, en cuanto el descuido que presenta en el orden de lo político y lo social ( ver: Verne sobre los llanos orientales) .

 Existe una clase de conocimiento consignado en algunos libros que se define como «sabiduría mundana».  Los textos que por lo general ofrecen este tipo de contenidos, van más allá del juego literario, la técnica narrativa o el poder retórico. Este tipo de relatos  exponen conocimientos pragmáticos, auténticos y  certeros. Los hay del tipo que ofrece instrucción militar (tipo Rambo o Starship Troopers), de cómo sobrevivir una sobredosis (Burroughs), hackear una red de teléfonos móviles en una zona específica (Cory Doctorow), hasta algunos que te dan consejos infalibles en el arte del amor y el erotismo (Como el maestro, Don Hernán Hoyos).

El relato de Pancho Cuevas brota a borbotones eso que llaman «sabiduría mundana». Llanero resabiado y conocedor de mundo, te expone desde el origen de la palabra gana’o por el Diablo, hasta cómo hacer para tener sexo con una catira o, si se prefiere, una mujer indígena.

No sin antes  recomendar la  lectura de este documento literario que retrata  la vida en el llano, ofrecemos un extracto en el que se cuenta, con sabiduría de mundo, la preparación de esta jalea (que, valga decirlo, ha sido estigmatizada de manera infame por los medios tradicionales  de Colombia –  ver Un vicio que consume a los araucanos):

 

chimoo

Read More…

Joropódromo 2014 en Arauca

 

 

 

 

 

Lo mismo que la Samba, el baile tradicional llanero del Joropo también  cuenta con su desfile de escuelas de danza. Este evento se ha vuelto tradicional en las vísperas de las fiestas de la ciudad de Arauca, que se celebra el 4 de diciembre de cada año. En esta celebración de baile y folclor se reúnen varias generaciones, pueblos y regiones del llano que traspasan fronteras (de Colombia y Venezuela), tipos distintos de baile (unos más «autóctonos», otros más experimentales) y sobre todo, diferentes formas de ser llanero y habitar sus horizontes infinitos.

Este es un pequeño reportaje gráfico que pretende promover y difundir esta bonita actividad. Como dijo el chigüiro superatómico: me dieron ganas de zapatear hasta el centro de la Vía Láctea, camarita.

 

image

 

 

 

image

 

image

 

 

 

Música-literatura en el Llano Oriental colombiano

Tal vez la región colombiana con menos presencia en el mapa literario sea el  Llano Oriental, aunque  sea esta el marco de una obra tan trascendental como La Vorágine, de José Eustasio Rivera. El porqué manifestaciones con mayor reconocimiento en el circuito comercial de la literatura, como la novela,  no se hayan inmerso en la expresión narrativa de esta recia tierra, es la duda que pretende disipar el ensayo que a continuación presentamos, con la autoría de Luis Caropresse Quintero, historiador y poeta araucano.  Al mismo tiempo, el ensayo presenta las expresiones musicales que se funden con lo literario en un solo fenómeno, que conforman la singularidad de esta tierra llanera.

LAS EXPRESIONES MÚSICO-LITERARIAS DEL LLANO COLOMBIANO ANTE LAS INFLUENCIAS LITERARIAS FORÁNEAS

(Luis Caropresse Quintero)

Read More…