Tag Archive | Heaney y Borges

Ha muerto Seamus Heaney

Seamus Heaney

Para recordar a este poeta irlandés nacido en 1939 y fallecido hoy en Dublín, les presentamos una entrevista que le hicieron en 1992 (tres años antes de que le otorgaran el Nobel). Además, les presentamos un poema «Personal Helicon» y un diálogo que sostuvo con Jorge Luis Borges:

 

 

Personal Helicon

for Michael Longley

As a child, they could not keep me from wells
And old pumps with buckets and windlasses.
I loved the dark drop, the trapped sky, the smells
Of waterweed, fungus and dank moss.

One, in a brickyard, with a rotted board top.
I savoured the rich crash when a bucket
Plummeted down at the end of a rope.
So deep you saw no reflection in it.

A shallow one under a dry stone ditch
Fructified like any aquarium.
When you dragged out long roots from the soft mulch
A white face hovered over the bottom.

Others had echoes, gave back your own call
With a clean new music in it. And one
Was scaresome, for there, out of ferns and tall
Foxgloves, a rat slapped across my reflection.

Now, to pry into roots, to finger slime,
To stare, big-eyed Narcissus, into some spring
Is beneath all adult dignity. I rhyme
To see myself, to set the darkness echoing.

De niño nadie podía apartarme de los pozos
y las bombas de agua con cubo y con polea.
Amaba el vacío oscuro, el cielo atrapado, los olores
a algas, a hongos, a musgo húmedo.

Había uno en un patio con una tapa de madera podrida.
Me encantaba el ruido repentino cuando un cubo
caía de golpe hasta el final de la cuerda,
tan profundo que no se veía ningún reflejo.

Había otro, poco hondo, tapado con una piedra,
que florecía como un acuario.
Si arrancabas las enormes raíces del fango suave,
una cara blanca flotaba en el fondo.

Otros tenían eco, te devolvían tu propia voz,
con una nueva música más clara.  Y había uno
que me daba miedo, porque allí, surgida de los helechos
y las hierbas gigantescas, una rata cruzó por encima de mi reflejo.

Ahora ya, escarbar en las raíces, manosear el barro
y quedarse extasiado, como Narciso, ante un estanque,
está más allá de toda dignidad adulta. Escribo poesías                                                                                                                          para verme a mí mismo, para hacer que la oscuridad me responda con el eco.

(La traducción es tomada del libro digital «Desde la república de la conciencia y otros poemas»)

Un diálogo entre Seamous Heaney y Jorge Luis Borges (1981)

Richard Kearney: Su prosa pone de manifiesto una continua obsesión con el mundo de la ficción y de los sueños, un universo de laberintos inconscientes. En ocasiones es algo tan onírico que se vuelve imposible distinguir entre el autor (usted), los personajes de la ficción y el lector (nosotros).

Seamus Heaney: Esta interacción entre la ficción y la realidad parece ocupar un lugar central en su obra. ¿Cómo afecta su obra el mundo de los sueños? ¿Usa conscientemente material onírico?

Read More…