Archive | septiembre 2012

Algo raro: Fogwill, la masturbación y el arte de la guerra

– Discúlpenme un par de minutos, chicas…- y ya iba rumbo al mostrador cuando su arquitecta le tomó un brazo, y haciendo con la otra mano una señal que imitaba la amenaza dirigida a un niño, dijo:
-¡No vayas a hacer nada raro!

Raro, pensó en el baño. Algo raro es lo que haría un hombre de verdad: una paja brevísima en el baño, para poder pensar en otra cosa, que aunque se trate de su fracaso, siempre será algo mejor que la conciencia de haber sido juguete del snobismo de una mujer, dirigido al mismo objetivo ancestral de la especie: reducir al macho a una posición de la necesidad.
Arte de la guerra, capítulo cuarto: poner al enemigo en una posición de necesidad, pensó.
Pero, pensó, primer capítulo: llevar al enemigo a una guerra no deseada es el primer paso hacia la victoria perfecta.
Ganan ellas: lo sintió sin palabras. Estaba imaginando que los tres estaban en los sillones del estudio, mirándose y masturbándose durante un juego cuya única regla era que ninguno podía tocar el cuerpo del otro.
Pero, pensaba volviendo a la mesa, basta suponer que esto es una guerra para haber perdido el primer combate, que es el definitivo. Ahora sólo me faltaría que ella vuelva a su relación con aquel amante y sentir celos para hacerla feliz.

Extracto de En otro orden de cosas. RODOLFO FOGWILL. Mondadori, 2002

Amor x Chile=Chile x Amor

Elucubración sobre  “Amor X Chile”, un libro de fotografías de Julia Toro, ed. Ocho Libros, 2011. 200 páginas.

“Amor x Chile”  es una operación matemática cuyos resultados son las fotografías que hay al interior del libro. Con cada imagen, la operación cambia, cobra un nuevo sentido. Y con ello, los dos factores también se alteran.

Julia Toro afirma que “Hay un mirar fotográfico que es anterior al acto mecánico de disparar. En esta mirada fotográfica se puede reconocer un estilo en la medida en que las foto-grafías se reproducen como la huella de la memoria de la mira que captura.” Se está ante las huellas de la memoria del amor, de Chile, y su multiplicación y, entonces, aparece un niño sentado en el asiento de un viejo de tren, leyendo una revista de Condorito, o personas borrosas, como nos enseñaron que son los fantasmas.

Read More…

La Enciclopedia de la Vida

Por Ángela García

En el inicio Dios creó el cielo y la tierra y la luz y en algún momento el ADN, aquella molécula en la cuál los biólogos depositábamos nuestra esperanza, un poco arrogante sí, de lograr comprender el gran fenómeno de todos los tiempos: la vida.
Desde los albores de la humanidad, el hombre asociaba la vida con “algo” que se heredaba y a su vez dirigía la formación de un nuevo ser, sin embargo sólo hasta la década del 50 del siglo pasado se logró identificar plenamente a la molécula responsable de dirigir los eventos celulares y almacenar la información biológica: el ADN; en ese momento la sorpresa fue aún mayor al constatar que la información biológica se encontraba encriptada en un alfabeto de cuatro letras y que la estructura de aquella molécula tan importante impresionaba por su sencillez. Una vez identificada la responsable, era preciso ahondar en los mecanismos que le permitían administrar y revelar la información que portaba en un ambiente celular; para esa época el apacible trabajo del monje Gregor Mendel en el siglo XIX había permitido identificar los genes, aquellas unidades aparentemente responsables de crear un nuevo ser. Pero esto aún no era suficiente, preguntas como ¿cuál es el número de nuestros genes? ¿cuáles y cuántos genes nos diferencian de otras especies? y la relación entre la alteración de estas unidades de información y el desarrollo de enfermedades evidenciaban el grado de desconocimiento en el que aún nos encontrábamos.

Read More…

Zurita, una entrevista sobre Zurita

En 2011 Raúl Zurita dio a conocer un volumen de casi ochocientas páginas llamado “Zurita”. Su autor aclara que el título obedece a que ese es el dato básico de ély no porque crea que su vida ha sido algo extraordinario. En el libro aparecen mencionados distintos nombres, entre ellos el del  Bolaño a quien Raúl Zurita denomina”hepático Bolaño”, así como a sí mismo se llama “parkinson Zurita” En unas declaraciones hechas a Claudia Bolognese, quien le preguntó por esa mención al boom editorial chileno de los últimos años, Zurita dijo lo siguiente:

…Bolaño lanzó su archicitada: Literatura + enfermedad = enfermedad, bello, como tantas cosas que él escribió, la única lástima es que es una fórmula equivocada: Literatura + enfermedad = muerte, como el mismo Bolaño más allá de la ironía, no podría ahora sino confirmarlo.”

A continuación, el vídeo con la entrevista hecha a Raúl Zurita, el autor de “Zurita”:

Entrevista a Raúl Zurita from Vuelan las Plumas on Vimeo.

Acá podrás leer algunos poemas de “Zurita”, el libro.

Así acaba el mundo para Álvaro Cristancho Toscano: una entrevista reveladora

Álvaro Cristancho Toscano es Escritor y Poeta colombiano, nacido en Labateca, Norte de Santander, el 23 de febrero de 1960. Autor de más de sesenta obras controvertidas y audaces, preñadas con una descarga de imaginación y originalidad impensada. En ellas aborda temas de Economía, Filosofía Pura, Teología, Sociología, Psicología, Medicina, Astronomía, Geología y Política, entre otras materias de actualidad. Escribe en prosa o en verso, haciendo uso de los distintos géneros literarios, sin ningún grado de dificultad a la hora de querer plasmar sus ideas. Solo necesita de una semana para escribir una novela de hasta doscientas páginas, tal es, la recientemente escrita: ASÍ ACABA EL MUNDO. Algunas de estas obras se pueden leer online  –buscando su apellido por C- en la página ellibrototal.com 

Mil Inviernos tuvo el gusto de hablar con este prolífico escritor nortesantanderano y preguntarle sobre su obra y su visión futurista del mundo.

Mil inviernos: ¿Cómo se inició en el mundo literario?

Read More…

El alma de Barrington J. Bayley

El laconismo con que se hace referencia al autor de “El alma del Robot”, Barington J. Bayley, hace más sorprendente lo que hay dentro, si se tiene en cuenta que las ediciones de los libros de la llamada ciencia-ficción cada día se acercan a los de otros géneros en cuanto que se  sus tapas y contratapas se preñan con comentarios hechos por la prensa y por otras firmas de autores que avalan, aclaman o consienten el libro que el potencial lector tiene en sus manos.

Bayley tampoco tuvo una efusiva necrológica en la revista Locus cuando se notificó su muerte por un cáncer en el intestino grueso en 2008: una nota de menos de veinte renglones donde se mencionaban sus libros y algunos comentarios hechos por escritores más renombrados. De hecho, de los autores británicos de la revista “New Worlds”, aparece en una tercera línea, después de Ballard, Aldiss o Disch.

Read More…

El futuro uniformado de Star Trek

En el libro Rebelarse Vende, el negocio de la contracultura, los autores Joseph Heath y Andrew Potter, revisan en el capítulo 6 la crítica común que se ha hecho desde la teoría contracultural a la indumentaria uniforme, presente en casi todas las instituciones burocráticas y sobre todo en el sistema educativo, lugar en el que el uniforme escolar es frecuentemente visto como símbolo de alienación y sumisión al sistema. Para los autores esta es una crítica inocua, que realmente no ataca al sistema de jerarquías de la sociedad, ni es evidente que al eliminar los uniformes se refuerce el individualismo ni la creatividad.  Por otra parte, lo que conlleva esta crítica del uniforme es un desmesurado consumismo, una generación de obsolescencia de modas y desplazar el discurso de la rebeldía a la distinción.

Para demostrar que el uniforme no es el monstruo autómata de la sociedad, los autores canadienses hacen un interesante ejercicio retrofuturista remitiéndose a la serie Star Trek. En esta serie el uniforme es un artículo ordinario en la vida de los tripulantes que no parecen tener conflicto con el uso de él, y sin embargo están pendientes de otros problemas más dignos de la Federación de Planetas Unidos que de la última colección del diseñador más cotizado del mercado.

Read More…

Xuxa condena a la muerte

En diciembre de 1988, la presentadora Xuxa invitó a su programa al entonces campeón de la fórmula 1 Ayrton Senna.  Estaban enamorados y ella, al final del programa, le dio besos por cada uno de los años venideros. El último correspondió a 1993:

Read More…

Yo besé a Glenn Gould

El pianista ideal (¡él nunca decía Pianist sino Klavierspieler!) es el que quiere ser piano, y la verdad es que todos los días me digo, al despertar, quiero ser el Steinway, no el ser humano que toca el Steinway, el Steinway mismo quiero ser. A veces nos acercamos a ese ideal, decía, nos acercamos mucho, cuando creemos estar ya locos, casi en la vía de la demencia, que tememos más que a nada. Glenn, durante toda su vida, quiso ser el Steinway mismo, odiaba la idea de estar entre Bach y Steinway sólo como mediador musical, y de ser triturado un día entre Bach y Steinway, un día, según él, quedaré triturado entre Bach, por un lado, y Steinway, por otro, decía, pensé. Toda mi vida he tenido miedo de quedar triturado entre Bach y Steinway, y me cuesta el mayor esfuerzo sustraerme a ese temor, decía. Lo ideal sería que yo fuera el Steinway, que no necesitara a Glenn Gould, decía, que pudiera, al ser el Steinway, hacer a Glenn Gould totalmente superfluo.

Thomas Bernhard, El malogrado. Ed. Alfaguara.

 Acá puedes leer las primeras páginas de la novela de Bernhard dedicada a Gould: primeras páginas de El malogrado. 

El cumpleaños de la bestia Glenn gould

Felices ochenta, Glenn. Si estuvieras vivo aún, tu sillita ya estaría tirada en el suelo y deberías interpretar el piano con los brazos estirados hacia arriba, tocando con tus manos temblorosas y manchadas por los años, una versión más de las variaciones Goldberg de Bach. No llegaste a anciano, en realidad, jamás saliste del líquido amniótico que supuso tu aislamiento de la vulgaridad y lo vacuo y que ahora llaman Asperger. Un especialista en tu obra dijo que, más que gusto por la música, te encantaban los sonidos. Hoy día todo suena con un dejo de Glenn y la ene vibra a través del espacio, llamándote en la eternidad. Siempre cumplirás muchos años y tu condena de haber nacido es la condena de los demás de sabernos unos malogrados, como te lo confesó Thomas Bernhard.

En este enlace podrás ver el documental “Les variacions Gould” de Manuel Huerga.